Es posible que, si has ido a comprar últimamente, te hayas dado cuenta de que la sección de bollería se ha visto invadida por turrones, polvorones, bombones y, en casos extremos, roscones. Esto te hace pensar que ya no queda nada para la Navidad y todo lo que ella conlleva: comilonas, regalos, sorpresas, ilusión y ¡kilitos de más!
Aquí llega el punto de inflexión donde decides dos cosas. Una, que tienes que apuntarte al gym, antes de que tu tripa tenga vida propia; y dos, que vas a empezar a llevar una alimentación saludable y variada.
Piensas que el primer día va a ser el más duro, y llevas razón. Entre que ayer te diste tu último atracon “pre-dieta”, no has dormido bien y te ha dado muchísima pereza ponerte el chándal, te das cuenta de que te has dejado la mitad del equipamiento en casa. Aquí es donde entra en acción tu salvador, el monitor del gimnasio, el cual te dice que todo tiene solución gracias a la máquina “Easy Combo” que tienen colocada en el hall donde, además de bebidas energéticas, batidos proteicos y  snacks saludables, puedes comprar cascos, toallas, gorros para la piscina, chanclas para la sauna o, incluso, esterillas para yoga.


Si eres dueño de un gimnasio y quieres ser el salvador de alguien, aquí tienes más información sobre nuestra máquina Easy Combo.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies